Inconcluso. (Microrrelato)


Inconcluso.

Cae la noche, observo la calle inquieto, en absoluto silencio, bajo el destello intermitente de una farola que, a ratos, desenmascara la rubefacción de mi rostro, reflejando un halo difuso en el fondo de mis ojos.

Desde la penumbra, contemplo sus movimientos. Como sombras espectrales, huyen de las sirenas, del eco de los disparos. A hurtadillas, corro a ocultarme en los soportales de un edificio abandonado. El hambre agudiza mi cansancio. Demasiadas horas en vano, vagando entre las basuras, buscando restos de comida en callejones estrechos, donde el ácido olor de la orina se mezcla con el hedor y la sangre que surge del subsuelo.

Pronto me convertiré en uno de ellos, es irremediable. Solo pido algo de tiempo para concentrarme, pensar en un antídoto posible, creíble. Debo dar a este maldito relato un final esperanzador. Mi poderosa imaginación comenzó este sinsentido, es tarde para pedir perdón.

Pensaré en ti, sólo en ti. ¡Cariño, dame fuerzas! Quizá así este pulso me permita escribir un último párrafo antes del amanecer…

Microrrelato participante en el Especial XXI.

Anuncios

~ por Gotzon en 13 abril, 2011.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: