El aparejador. (Microrrelato)


El aparejador.

¡Imbéciles! No dejéis esas paletas ahí, ¿no veis que no dejáis espacio para la hormigonera?, ¡Hay que decíroslo todo!

A ver, ¡esos pilares de la derecha!, hay que empezar a subirlos con cuidado.

Y vosotros no tengáis tanta prisa por almorzar, primero teneis que encofrar toda esta zona para ir bombeando el hormigón, a este paso no acabamos nunca…

¡Cuando vuelva esta tarde quiero ver terminado el anclaje para la nueva grúa!

La mañana ha resultado bastante productiva, Anselmo baja nervioso de la valla y caminando al ritmo de su bastón, se dirige como siempre hacia el centro de jubilados…






Anuncios

~ por Gotzon en 27 marzo, 2010.

2 comentarios to “El aparejador. (Microrrelato)”

  1. Detrás de este hay mucha ternura, me ha gustado.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: